No alcanzar objetivos

28 Ago

A veces, lo bonito es intentarlo. Hemos hecho un intento, dimos el máximo y trabajamos bien; pero no funcionó. Ahora, cuando esto acabe, hay dos opciones: beber el fondo de unas cervezas en un triste parque, o celebrar el intento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *