La estupidez al cuadrado

9 Sep

Dos niñas perdidas en un drenaje pluvial piden ayuda en Facebook en lugar de llamar a emergencias.

Casi nada. Por suerte (para ellas, porque la humanidad probablemente sufra a sus hijos), una amiga vio la petición de ayuda en Facebook y llamó a emergencias. La de la centralita lo debió flipar.

Estas cosas, lerdas, niñas, podrán contar a sus nietos, que estuvieron a punto de llevarse un galardón en los Premios Darwin.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *