El Lobo Estepario – Hermann Hesse

17 Ago

Aunque no he leído el libro, acabé cayendo por una página de frases donde aparecía un fragmento aún más pequeño que éste. Se trata de un pasaje de El Lobo Estepario, un libro de Hermann Hesse que dudo que lea (no porque piense que sea malo, ni mucho menos) y que fuera del contexto de la historia puede resultar hasta bonito.

– Yo te gusto – continuó ella- por el motivo que ya te he dicho; he roto tu soledad, te he recogido precisamente ante la puerta del infierno y te he despertado de nuevo. Pero quiero de ti más, mucho más. Quiero hacer que te enamores de mí. No, no me contradigas, déjame hablar. Te gusto mucho, de eso me doy cuenta, y tú me estas agradecido, pero enamorado de mí no lo estás. Yo voy a hacer que lo estés, esto pertenece a mi profesión; como que vivo de eso, de poder hacer que los hombres se enamoren de mí. Pero entérate bien: no hago esto porque te encuentre francamente encantador. No estoy enamorada como tú de mí. Pero te necesito, como tú me necesitas. Tú me necesitas actualmente, de momento, porque estás desesperado y te hace falta un impulso que te eche el agua y te vuelva a reanimar. Me necesitas para aprender a bailar, para aprender a reír, para aprender a vivir. Yo, en cambio, también te necesito a ti, no hoy, más adelante, para algo muy importante y hermoso. Te daré mi última orden cuando estés enamorado de mí, y tú obedecerás, y ello será bueno para ti y para mí.

Visto el fragmento, el porqué de que quizás no fuese tan bonito es por cómo sigue:

No te ha de ser cosa fácil, pero lo harás, cumplirás mi mandato y me matarás. Eso es todo. No preguntes más nada.

El libro de El Lobo Estepario, por lo que dicen las sinopsis, es bastante peculiar. Así que si os atrevéis, adelante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *